Hace mucho encontré esta receta en la internet en varios blogs y me quede con las ganas de hacerlo porque se me figuraba un pastel tipo flan. Fue hasta hace una semana que viendo las recetas de repostería y cocina de Martha Stewart lo volví a ver ahí con una invitada francesa que había sido llevada al programa, ella decía que este es un postre de la región francesa de brittany y Martha decía que ella hace 25 años lo comía en muchas mañanas en el hotel donde ella se hospedaba en Francia, solo que en vez de llevar ciruelas pasas y pasas le ponían peras.

Bueno entonces al ver la receta en ese sitio recordé que Hebe me había dicho meses antes que ese postre estaba muy rico y entonces me decidí a preparar las cantidades de harina y azúcar de la receta de Hebe porque la receta del sitio de Martha Stewart se me hizo muy ligera de harina. Lo único que le agregue a la receta de Hebe fueron dos cucharadas de mantequilla.

  • 250 grs. de harina
  • 125 grs. de azúcar
  • 4 huevos
  • un litro de leche
  • una cucharada de vainilla concentrada
  • Media copita de ron, calvados o armagnac
  • 42 gms de mantequilla derretida
  • ciruelas pasas y pasas

Esta receta es muy fácil de hacer. En una licuadora pones todos los ingredientes con excepción de la harina, las ciruelas pasas y pasas. Lo revuelves en la licuadora por unos 8 o 10 segundos, después agregas la harina y lo revuelves por unos 5 segundos nada mas. Inmediatamente pasas la mezcla al recipiente de vidrio o plástico y lo metes tapado al refrigerador por toda una noche. Al día siguiente en un molde de pastel circular lo engrasas con mantequilla y en el fondo del molde le pones un papel encerado o papel para hornear, agregas ahí en el fondo del molde sobre el papel las ciruelas pasas y pasas, luego viertes toda la mezcla que se hizo el día anterior dentro del molde y lo metes al horno por una hora a una hora y 15 minutos a una temperatura de 375 grados farenheit. Pasado el tiempo lo checas metiéndole un palillo de bambú en el centro y si sale limpio es que ya esta cocido. Lo sacas del horno, dejas que se enfríe y lo despegas de los lados con un cuchillo o una espátula, luego volteas el pastel sobre un plato grande y le despegas el papel encerado y lo espolvoreas por encima de azúcar glass. Este pastel es algo asi como un flan y un pudin de pan.